Capitulo 2: Ciudad fantasma

Dia 1 10:00 horas

Juan ese dia no escucho su alarma, el haberse quedado despierto hasta la 1 de la madrugada, no lo ayudo en nada, eran las 10 de la mañana cuando logro despertarse, pero el cansancio no le dejaba pensar con claridad. Entonces recordo que tenia que ir a dejar sus armas a la oficina, asi que con mucho cuidado, y para esconder las armas las metio con mucho cuidado en sus dos maletines, el revolver y las balas cabian perfectamente en su mochila, las metio en una bolsa de plastico, porque sabian que en la oficina le iban a contar las balas y que si perdia una, se la iban a cobrar. La escopeta la guardo en su maletin con el resto de su ropa, ya que este era lo suficientemente largo para guardar el arma. Asi que tomo sus cosas y aunque penso que ir a la oficina era un dolor de cabeza, era lo mejor, ya que la oficina de la agencia de seguridad quedaba bastante cerca de la terminal de buses.

(Asi me podre ir de una buena vez, pero estoy seguro que los buses estaran ya llenos, mucha gente se estara iendo ya hacias sus pueblos por las vacaciones de navidad)

Salio a la calle, y se dio cuenta de que ni siquiera las tiendas habian abierto, que los negocios estaban aun cerrados, y que la calle a pesar de vivir cerca de una calle regularmente transitada, estaba completamente desierta, no habia gente, no habia carros, no habia ruido, parecia como si todos estuvieran escondiendose en algun lado, Juan no le tomo importancia, y camino varias cuadras hasta donde podia tomar el bus que lo llevaria a la agencia, sin embargo, no habia nada, ni siquiera buses.

Encontro cerca un telefono publico, y decidio llamar a la oficina, nadie le contesto, asi que decidio caminar, ya que de todas manera tenia que llegar a la terminal de buses, que le quedaba cerca de la oficina.

Cuando llego, efectivamente no encontro a nadie, los negocios de alrededor, seguian cerrados, no habia gente cerca, y el ruido habitual de la zona desaparecio por completo, dando lugar a un silencio perturbador, un silencio que anunciaba aquello que se estaba empezando a cocinar en todo el mundo, y que Juan tarde o temprano iba  a conocer.

Juan estaba demasiado enojado, tuvo que caminar mas de una hora, desde el apartamentito que alquilaba, hasta su oficina y esta estaba cerrada, toco varias veces, llamo por telefono a alguno de sus superiores, pero nadie le contestaba, su enojo era mayor, porque no queria llevarse las armas a su pueblo, sin embargo regresar a su casa, lo haria perder mucho tiempo, asi que decidio mejor irse a su pueblo, y tomar la primera camioneta que lo llevara, el estar ahi mas tiempo, haria que Juan perdiera los estribos, asi que enfilo hacia la terminal de buses. Con su respectiva carga, tambien tenia cierto temor, ya que al no llevar su uniforme de agente, y llevar esas armas, si la policia llegara a registrar sus cosas, lo mas probable es que lo metan a la carcel, y con sus jefes de la agencia de seguridad desaparecidos, seria lo peor que le podria pasar. Sin embargo en el camino hacia la terminal de buses, siguio sin encontrar a nadie, tal vez vio pasar uno que otro automovil, pero no con el ritmo con el que solian hacerlo habitualmente en esa zona.

Al llegar a la terminal, se encontro con que tampoco habia nadie, y que ni siquiera habia un bus estacionado.

(Esto no me puede estar pasando, hoy no es mi dia, esto no se puede poner peor)

Pero Juan ya estaba demasiado furioso, y ese enojo lo hizo que decidiera aunque sea caminando, iba a llegar a su pueblo, y enfilo hacia el oeste, que es por donde los buses tomarian para ir a su pueblo, el ya conocia esa carretera, asi que si la seguia, tal vez algun automovilista, se lo podria llevar, o podria encontrar algun bus, y enfilo hacia la carretera.

Camino por otro rato, hasta que llego al principio de la carretera que sale de la ciudad, sin embargo lo que vio ahi era algo que lo iba a marcar para toda su vida. Encontro un automovil chocado contra un poste del camino, el humo aun salia del capo de este, y habia una persona en el volante, al otro lado habia una persona tirada, parecia que el automovil lo atropello, tal vez trato de quitarselo y no lo logro, y luego se estrello contra el poste, o lo atropello, y del susto, luego se estrellom Juan penso por un momento las razones, y esas dos fueron sus mejores teorias. Juan decidio acercarse a ayudar al individuo del automovil, ya que la persona tirada en el suelo se encontraba completamente inmovil.

(Posiblemente ya este muerto, es una lastima no tener celular para llamar a los bomberos, pero tal vez el señor del auto tenga uno)

Se acerco al auto, y vio que el joven, tal vez de unos 23 años, estaba bastante asustado, al parecer se encontraba bien, pero estaba asustado.

– Se encuentra bien señor?

No hubo ninguna respuesta, la cara del joven era de miedo, posiblemente sea la primera vez que atropella a alguien y no sabia que hacer.

– Señor, se encuentra usted bien? Quiere que llamemos a los bomberos?

En eso, el joven del automovil reacciono, pero aun no recuperaba el habla, apenas balbuceaba algo que Juan no entendia.

– Oiga, se encuentra bien? llamamos a los bomberos? se lastimo algo?

Lo que no se daban cuenta, era que aquel bulto atropellado, parecia moverse, e incorporarse en el camino, mientras se dirigia hacia Juan y el otro joven.

Anuncios

1 comentario

  1. En el capitulo 2 Juan parece que logro salir de la ciudad y quiere llegar a su pueblo a como de lugar. Que como se llama el pueblo y en que ciudad estamos, pues es algo que quiero dejar a la imaginacion. Por algo no he puesto nombres a nada, a ver que les parece.


Comments RSS TrackBack Identifier URI

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s